Los siete principios de la FELICIDAD

Felicidad

La felicidad no es un estado futuro, es una posibilidad en el presente. Es algo que todos poseemos y tenemos, simplemente, no la hemos observado con detenimiento. Generalmente, se piensa que la felicidad va asociada a una serie de comodidades materiales y espirituales, sin embargo, es independiente de cualquier objeto, situación o comodidad. La felicidad es un estado de conciencia, es un momento en la vida de cada individuo, es una forma distinta de sentirse, de verse a sí mismo, y de ver a todo lo que lo rodea.

Muchos de nosotros pensamos que la felicidad se encuentra al final de una meta determinada. Decimos: “la felicidad me llegará cuando alcance esto o aquello…” Parece que siempre vamos persiguéndola con ansias y nunca somos capaces de encontrarla. Nosotros mismos ponemos cortapisas, obstáculos y dificultades para encontrar este tan preciado tesoro.

Si nos percatamos de cómo funciona normalmente nuestra mente y nos sumergimos en el vasto mundo de nuestros pensamientos, observaremos que nuestro interior se encuentra lleno de anhelos, de deseos insatisfechos, siempre deseando cambiar las cosas que se encuentran a nuestro alrededor. La mente siempre se encuentra mirando al pasado o a futuro, y en ese agitado mundo mental interior, resulta muy difícil encontrar un espacio en la que nuestro ser se sienta tranquilo, calmado e inspirado. En este maravilloso espacio nuestro ser es capaz de observar lo que pasa a nuestro alrededor sin prejuicios ni interpretaciones, también experimentar la alegría de estar vivo, de formar parte de este maravilloso universo. En esta situación se produce un estado de unificación de nuestro ser en la que nos sentimos poderosamente alineados con todo lo existente. Alcanzamos una conciencia de unión, nos sentimos profundamente felices.

Por eso resulta de vital importancia, propiciar las condiciones adecuadas para tomar conciencia de que nuestra felicidad nos pertenece y es algo que no depende de ninguna circunstancia. A continuación os voy a enumerar siete poderosas claves que nos ayuden a ser felices y manifestar nuestra verdadera esencia.

1. La felicidad depende exclusivamente de mí

La felicidad no es algo que dependa de algo o alguien. Somos absolutamente responsables de nuestra felicidad. Nuestra visión particular de la vida es la que nos proporciona el sentido con la que alcanzaremos ese estado de paz y dicha. En palabras de John Lennon: “Nadie nos ha contado que nacemos enteros.  Nadie en nuestra vida merece cargar en las espaldas la responsabilidad de completar lo que nos falta”.

2. Nadie me comprende mejor que yo, y nadie sabe lo que necesito mejor que yo

En este segundo principio se dan las bases para eliminar cualquier ofensa u opinión malintencionada que provenga de un tercero. En el fondo de nuestros corazones sabemos que nadie puede decidir por nosotros, y nadie tiene la capacidad de comprender debidamente nuestros anhelos, pasiones e ilusiones. Por tanto, ¡Actuemos sin miedo!

3. Tus frutos dependerán de tus cosechas

Este clave nos permite reconocer que los problemas actuales que tenemos y nuestra infelicidad son el resultado de pensamientos y acciones incorrectas del pasado. Por tanto, el momento presente es el indicado para rectificar nuestra siembra y así tener unos frutos futuros formidables.

4. Solo el presente tiene valor en mi vida

El presente es el único factor que puede moldear eficientemente nuestra vida. Como decía el gran maestro Lao-Tsé: “Si estás deprimido, estás viviendo en el pasado. Si estás ansioso, estás viviendo en el futuro. Si estás en paz, estas viviendo el presente”. El presente es el espacio real en donde toda transformación puede suceder.

5. El amor y la paz interior te permiten tomar decisiones correctas

Estos dos estados de la conciencia nos permiten emprender acciones inspiradas en nuestra más alta capacidad de servicio como de inteligencia. De este modo, cada decisión que tomemos y cada paso que emprendamos estará dado con la mayor garantía posible de éxito.

6. Ser tú mismo y desarrollar tus pasiones

Ser nosotros mismos en todo momento y desarrollar con decisión nuestras pasiones son dos aspectos esenciales para ser felices. El despliegue de nuestro mejor yo, solo se puede producir si hacemos aquello que nos motiva. Es aquí cuando nos encontramos en total armonía con nuestro ser.

7. Soy un ser al servicio de la humanidad

Este principio da sentido a nuestra existencia, y, a la vez, orienta nuestros esfuerzos y dedicaciones hacia el beneficio de toda la humanidad. Una vida con sentido y propósito es una de las claves indispensables para alcanzar la felicidad. Saber que nuestra vida marca la diferencia en el día a día de muchas personas supone un revulsivo impresionante para nuestra realización.

En resumen, podemos decir que la felicidad es algo que está a nuestra total disposición. Mientras antes la encontremos, antes podremos ser nosotros mismos y mostrar nuestra mejor cara al mundo y a nosotros. No esperemos ningún segundo más y seamos felices HOY.

“La felicidad se alcanza cuando lo que uno piensa, lo que uno dice y lo que uno hace están en perfecta armonía”

Mahatma Gandhi

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: